Saga del Renegado XVIII: Mujica y el tratado de Defensa con EEUU (I)

07.Jul.10    La Saga del Renegado
   

El gobierno progresista uruguayo cuyo presidente, ex dirigente guerrillero, miembro histórico del MLN – Tupamaros, organización guerrillera que se caracterizara por su enfrentamiento directo con el imperialismo yanqui (secuestro de diplomáticos y consejero; ejecución de Dan Mitrione, instructor de torturadores; con atentados incendiarios y explosivos contra empresas norteamericanas, tales como laboratorios químicos y farmacéuticos, General Motors, Sudamtex, etc., con cientos de muertos y desaparecidos en enfrentamientos, ejecuciones y asesinatos, miles de torturados, presos y exiliados, todo en el marco del Plan Cóndor, prohijado por los EEUU, que incluía el entrenamiento y asesoramiento de las Fuerzas Armadas que terminaron efectuando el golpe terrorista de estado del 27 de junio de 1973, firmará un Tratado de Defensa con Estados Unidos. El imperialismo yanqui “ no ha virado hacia la izquierda” en la actualidad, basta analizar el Plan Colombia, la instalación de bases en el continente, la IV Flota, el proceso de Honduras, el desembarco inconsulto de miles de marines en Haití, el genocidio en Irak y Afganistán, el apoyo sin condiciones a Israel en su genocidio sobre Palestina, el bloqueo criminal a Cuba, las amenazas y sanciones a Irán y Corea del Norte, etc. La lista de crímenes y violaciones a los DDHH del imperialismo se haría interminable, por lo tanto, si no viró a la izquierda, queda una sola opción, el gobierno progresista es el que viró hacia la derecha, hocicó frente al imperialismo, se arrodilló frente al imperialismo, traicionó todo su pasado antiimperialista y se alineó con el imperialismo, más que el gobierno anterior de Tabaré Vázquez.


LA SAGA DEL RENEGADO XVIII

Un calificativo a inventar, porque el término traición no alcanza

EL GOBIERNO PROGRESISTA DE MUJICA Y EL TRATADO DE DEFENSA CON LOS EEUU (I)

La limosna imperial

El ministro de Defensa, el ex guerrillero Luis Rosadilla, se entrevistó con el jefe del Comando Sur de Estados Unidos, general Douglas Fraser, para ajustar los detalles del tratado. Según el semanario Búsqueda, Uruguay pretende mediante este tratado obtener de EEUU, 6 aviones de combate supersónicos F -5, un barco de defensa antisubmarina Hamilton y transporte de helicópteros y 35 vehículos de transportes livianos de tropas, pero el objetivo principal es el entrenamiento y capacitación de las Fuerzas Armadas, las operaciones conjuntas y la cooperación bilateral para las operaciones de mantenimiento de las misiones en el exterior como cascos azules. El General Fraser expresó el deseo del Comando Sur de “continuar fortaleciendo los lazos de amistad con las fuerzas armadas uruguayas”
Según Busqueda:” El General Fraser visitó un Centro Comunitario para jóvenes bajo construcción en Santa Catalina e iniciado como parte de un proyecto humanitario con donaciones del Comando Sur y en coordinación con el Ministerio de Defensa, el gobierno uruguayo y las autoridades locales. La Clínica Santa Catalina, que actualmente presta servicios de salud a ciudadanos de escasos recursos en la misma comunidad, fue construida en el 2007 como parte de un proyecto humanitario similar y como resultado de la estrecha relación bilateral entre las fuerzas armadas uruguayas y estadounidenses. El alto militar visitó también las instalaciones de la Escuela Nacional de Operaciones de Paz del Uruguay (ENOPU) para conocer personalmente la institución que capacita a miles de militares uruguayos que participan en distintas misiones de paz a nivel mundial.
La participación de Uruguay en ese tipo de misiones -es el país con mayor cantidad de efectivos, en relación con su población, del mundo- fue elogiada por el presidente Obama en setiembre del 2009, cuando en “Washington mantuvo un encuentro con el entonces jefe de Estado uruguayo Tabaré Vázquez. Algo similar hizo la secretaria de Estado estadounidense, Hillary Clinton, cuando visitó Uruguay a comienzos de marzo del 2010 para asistir a la asunción de Mujica.
LOS OBJETIVOS GEOPOLITICOS DEL IMPERIALISMO EN UN PAIS DONDE LOS OBJETIVOS ECONOMICOS IMPERIALISTAS HAN SIDO LOGRADOS.
Luis Martínez en su artículo “Uruguay-EEUU: amistades peligrosas” lúcidamente y en forma documentada, describe la ruta de la sumisión militar del progresismo al imperialismo. (Imprescindible leer)
Escribe L. Martínez: “ En los últimos 5 años, las relaciones entre los gobiernos de Uruguay y los EEUU, no solo se han afianzado sino que se han desarrollado hasta límites que 38 años atrás (cuando se fundaba el FA),nadie se hubiera imaginado. Prueba de ello son, no solo la permanente visita de funcionarios de alto rango del Dpto. de Estado sino la “coordinación y subordinación” del ejército uruguayo a los lineamientos generales que el pentágono, tiene para su “patio trasero” a través de su brazo ejecutor: el Comando Sur. Como prueba irrefutable de ello, tenemos el envío de soldados uruguayos a la MINUSTAH en Haití y la aprobación y participación de efectivos militares en las operaciones UNITAS.”
“En mayo de 2004, en una contratapa del diario “La República”, Fernández Huidobro proponía que Uruguay ofreciera y mandara tropas a Irak – por ese entonces EEUU, Gran Bretaña y España ya estaban en Irak, argumentando que sería un actitud patriótica y que ello lo establecía la Constitución de la República”
“En el caso de Haití, la presencia de las tropas de la ONU, es ni mas ni menos que para resolver los problemas que el imperialismo no pudo resolver en lo que se refiere a “abrir el camino” para que las multinacionales continúen con su trabajo de rapiña de los recursos naturales, por lo que era necesario una “fuerza policial” que asegurara esto y que al mismo tiempo contuviera cualquier situación de “estallido social”. “ (Estallido social que sucedió con el terremoto del 2010 y EEUU envió un portaviones y desembarcó miles de infantes de marina para “ayuda humanitaria”)
Sigue el artículo de L. Martínez - Los brazos de “enlace”
La Oficina de Cooperación de Defensa funciona en la Embajada de Estados Unidos su cometido es implementar programas militares de asistencia de seguridad, ejercicios, intercambios y asistencia humanitaria con el objeto de promover la política exterior del imperialismo y los objetivos de la administración Bush.
Esta oficina funciona como enlace con las Fuerzas Armadas uruguayas, asesora al Embajador en cuestiones militares y representa en Uruguay al Secretario de Defensa, a los servicios militares de Estados Unidos y al Comandante del Comando Sur de los Estados Unidos.
En uno de los informes que el Gral. Víctor Licandro, (miembro del Tribunal de Etica y especializado en temas militares del FA), le envió a la mesa política del FA; se detallan los antecedentes desde 1941 hasta el 2006 de las injerencias yanquis en materia de instalación de bases militares, entrenamientos de militares uruguayos en Panamá o EEUU, la firma del TIAR “Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca”, la entrega de material bélico en 1952 por parte de EEUU con “ misiones militares norteamericanas”, en una coyuntura de malas relaciones de EEUU con Argentina(Peronismo); la intención de la instalación de un Hospital Militar que atendiera a las fuerzas aliadas, las investigaciones en 1994 del acuífero Raigón en San José, donde los ingenieros militares norteamericanos se llevaron toda la información, con el agradecimiento de Lacalle. En un informe del 2006, Licandro denuncia los objetivos militares de EEUU con respecto a Argentina, Bolivia, Venezuela, Nicaragua y Cuba, las intenciones y proyecciones del Comando Sur con las inversiones en el proyecto de la policlínica de Santa Catalina, la complicidad de los órganos ministeriales del gobierno, y denuncia que: “… Y Santa Catalina está próximo a “Acuífero Raigón” muy conocido del Comando Sur, y Uruguay está como “‘área focal del Río de la Plata”, estratégicamente ubicado con relación a la “Hidrovía Paraná” y al acceso al “Acuífero Guaraní” uno de los más codiciados objetivos estratégicos a nivel mundial.”
“ Si al brillante análisis estratégico de Don Víctor Licandro, le agregáramos que cuando la visita de Bush, el país estuvo 36 horas bajo el mando absoluto de los EEUU (no existían las comunicaciones por ìnternet, telf, etc. y esto lo comprobamos personalmente),más la últimas declaraciones de Tabaré Vázquez en los EEUU, en las que hizo gala otra vez de su doble discurso (uno para cuando está junto a los yanquis y otro para cuando está junto a sus “amigos” del ALBA) discurso en el cual demostró estar en sintonía total con Clinton cuando critica a Chávez por armarse para defenderse del peligro que implica tener bases de los EEUU en Colombia. Más lo dicho en las declaraciones en la Universidad New School de Nueva York,en el cual de manera elíptica, defiende al imperialismo alegando que nosotros, las víctimas somos responsables de nuestros males: “…Los latinoamericanos estamos acostumbrados a echarle las culpas de todos nuestros males al imperio de turno, que fueron los españoles, que fueron los portugueses, que fueron los ingleses, que es el imperio americano, y nunca asumimos con seriedad la responsabilidad que tenemos nosotros de nuestros propios males”, llegamos a la preocupante realidad de que el grado de sumisión y dependencia de el gobierno de Vázquez con los EEUU es muy alto.”
Hasta aquí fragmentos de lo escrito por Luis Martínez
MARIO ROSSI GARRETANO
Secretario Político del MRO