Artículos de: Enero, 2007

NI TIFA , NI TLC.

Proclama de la Coordinacion Antiimperialista (integrada por FRAS, 26 DE MARZO, PT, PCR, COORD. JUBILADOS, CORRIENTE IZQUIERDA, entre otros) leída por el cro. Gonzalo Abella en el acto contra el TIFA realizado el miércoles 24 de enero con la presencia de más de 500 compañeros.


Declaración Internacionalista contra Plantas de Celulosa

CARTA ENTREGADA MEDIANTE UNA DELEGACIÓN CONJUNTA de la Juventud Guevarista Uruguaya, Juventud Guevarista Argentina y Agrupación Frente Estudiantil Popular A LOS COMPAÑEROS DE LA ASAMBLEA AMBIENTAL DE GUALEGUAYCHÚ Y DE COLÓN, Entre Ríos, Argentina.


Colombia: 42 años del ELN

El siete de enero de 1965 las agencias de prensas nacionales e internacionales anunciaron la toma del municipio de Simacota (Santander, Colombia) por guerrilleros del ELN. Colombia y América Latina se conmovieron. Los guerrilleros del ELN proclamaron ante el mundo que la lucha armada emprendida era por justicia y libertad contra el despotismo y la opresión. Han transcurrido 42 años desde aquella épica jornada y esta vocación insurrecta y libertaria ha impedido que el Estado colombiano, sus partidos políticos tradicionales, sus gobiernos e instituciones, sus sostenedores económicos nacionales e internacionales lleven adelante con facilidad sus planes de dominación y opresión sobre la nación y el pueblo colombiano.


Oaxaca: Una interpretación marxista-leninista

En la práctica hemos corroborado la objetividad de los planteamientos revolucionarios del marxismo-leninismo.
Se necesita una revolución. La brutal represión en contra de un pueblo indefenso, heroico pero indefenso, como el de Oaxaca no deja lugar a dudas de que el último pilar de la burguesía es su amplio conjunto de fuerzas represivas.


Hace 10 años… El heroísmo tupacamarista rompió el silencio

Extraído de VENCEREMOS, ÓRGANO INFORMATIVO DEL MOVIMIENTO REVOLUCIONARIO TUPAC AMARU “Venceremos” , MRTA – V. Nro 01 / Diciembre 2006


Los festejantes de Botnia y la mentira del país productivo

Desde chicos, en la escuela y el liceo, se nos ha enseñado a enorgullecernos de nuestros próceres, de nuestros ancestros y de los ciudadanos anónimos, de la forma que vivieron, como en cada época hicieron valer sus derechos y cumplieron con sus obligaciones sociales, la convivencia en el trabajo, la formación de la familia y la apuesta a un recambio generacional siempre con miras mas elevadas.